LBC Menú

Capítulos:

Versículos:

Versículos:

Versículos:

Versículos:

Versículos:

Versículos:

Versículos:

Mateo

Marcos

Lucas

Juan

Hechos

Romanos

1 Corintios

Hechos



Predicación del evangelio en Samaria, Hch 8: 4-25

Hechos 8:4-5
"Pero los que fueron esparcidos iban por todas partes anunciando el evangelio. Entonces Felipe, descendiendo a la ciudad de Samaria, les predicaba a Cristo.”


Sin duda, en este pasaje podemos observar como aun las adversidades el Señor las convierte en bendición para los propósitos del Reino (Ro 8:28), por donde se movían los cristianos cumplían el mandato de Jesús; la persecución fue el motor que sirvió para la expansión del evangelio.

Este Felipe no era uno de los apóstoles, ellos se quedaron en Jerusalén. Era uno de los 7 diáconos escogidos para servir a las mesas (Hch 6:5), junto con Esteban, esto no fue limitante para que su ministerio estuviera respaldado con milagros y poder de Dios. Se dirigió a Samaria, a predicar el evangelio de Cristo.

Fue a una ciudad de Samaria y “les anunciaba el evangelio” Los samaritanos, eran, descendientes de los judíos del reino del norte que se mezclaron con los pueblos extranjeros. Por ello, los judíos no los consideraban totalmente gentiles, sino parte de “las ovejas perdidas de la casa de Israel”. Su sistema religioso se basaba en los libros de Moisés, aunque con algunas modificaciones. Ellos esperaban a un libertador, un profeta semejante a Moisés, a quien debían oír, esto de acuerdo con Deuteronomio 18:15–19, incluso, la mujer samaritana que se encontró con Jesús alude a esta esperanza, ella dijo “Sé que ha de venir el Mesías, llamado el Cristo; cuando él venga nos declarará todas las cosas.” (Jn 4:25). Felipe bien pudo estar considerando esta esperanza cuando “comenzó a predicarles a Cristo”.

Esta fue una proclamación del evangelio que significó mucho atrevimiento, pues que entre ellos y los judíos existía un rechazo mutuo. Esta división se acentuó cuando se les negó a los samaritanos una participación en la reconstrucción del templo de Jerusalén en los tiempos de Esdras, y ellos erigieron un templo en el monte Gerizim.

Debe señalarse también, que previamente muchos samaritanos habían escuchado a Jesús luego de aquel encuentro que tuvo con la mujer en el pozo, después de eso, muchos vinieron y le escucharon. Su corazón fue preparado para recibir la palabra de parte de Felipe.

Para Meditar

Desde el principio, la palabra de Dios ha sido inclusiva, para todas las naciones, para todas las culturas. Vemos que la iglesia juega un papel unificador, y representa la única posibilidad de que exista paz en medio de la diversidad de razas, opiniones e ideas. Y esto es posible solamente cuando el mensaje de Cristo prende en el corazón de quienes lo escuchan.


© 2018 La Biblia Continental. Todos los derechos reservados. Diseñado por Creating Destiny Graphics. Biblia Reina Valera 1960 y El texto bíblico ha sido tomado de la versión Reina-Valera © 1960 Sociedades Bíblicas en América Latina; © renovado 1988 Sociedades Bíblicas Unidas. Utilizado con permiso. Reina-Valera 1960® es una marca registrada de American Bible Society, por lo cual se puede usar solamente bajo licencia.