LBC Menú

Capítulos:

Versículos:

Versículos:

Versículos:

Versículos:

Versículos:

Versículos:

Versículos:

Versículos:

Versículos:

Versículos:

Mateo

Marcos

Lucas

Juan

Hechos

Romanos

1 Corintios

2 Corintios

Galátas

Efesios

Filipenses

Colosenses

1Tesalonicenses

2Tesalonicenses

1Timoteo

2Timoteo

Tito

Filemon

Hebreos

Santiago

1Pedro

2Pedro

1Juan

2Juan

3Juan

Judas



El mediador de un nuevo pacto, 9:1-22

9:18-22 “De donde ni aun el primer pacto fue instituido sin sangre. 19Porque habiendo anunciado Moisés todos los mandamientos de la ley a todo el pueblo, tomó la sangre de los becerros y de los machos cabríos, con agua, lana escarlata e hisopo, y roció el mismo libro y también a todo el pueblo, 20diciendo: Esta es la sangre del pacto que Dios os ha mandado. 21Y además de esto, roció también con la sangre el tabernáculo y todos los vasos del ministerio. 22Y casi todo es purificado, según la ley, con sangre; y sin derramamiento de sangre no se hace remisión.”


Estos versículos son el resumen de este tema tratado por el escritor sobre la remisión de pecados. Confirma que aun en el primer pacto para entrar en vigencia tuvo que derramarse sangre de animales. Que para hacer un pacto tuvo que sellarse con sangre, no hubo nada mas fuerte, mas seguro, mas fiable que la sangre. Durante siglos los judíos estuvieron cumpliendo los mandamientos de la ley con todos sus rituales, figuras y objetos aun el libro del pacto y al pueblo tal y como lo menciona (Ex 24:6-8); además para que la expiación fuese completa también roció con la sangre el tabernáculo y todos los vasos del ministerio como lo dice (Lv 8:15).

Tanto los evangelios como la primera y segunda carta a los Corintios hacen referencia a la copa que simboliza la sangre de Cristo y el nuevo pacto hecho no solo con el pueblo judío, sino con todo el mundo. “Esto es mi sangre, y con ella Dios hace un trato con todos ustedes. Esa sangre servirá para perdonar los pecados de mucha gente.3”(Mt 26:28 TLA).

No fue necesario hacer el sacrificio tantas veces, solo una vez y de ahí en adelante los creyentes conmemoran ese glorioso momento cada vez que celebran la Santa Cena.

Casi todo es purificado, hay algo que necesitaba una sangre mas potente que la sangre de animales para poder ser limpiado, esto es el pecado en el corazón de los hombres, es por ello que esta frase sencilla “casi todo” da un gran significado y relevancia al derramamiento de la sangre, ratificando que sin derramamiento no hay remisión. Morris dice “había ciertos casos limitados en que no se empleaba sangre, como en el dinero de rescate (Ex. 30:11–16) y el empleo de la harina fina (Lv. 5:11). Pero no hay excepción en cuanto a la remisión de pecado. Un evangelio sin sangre no es evangelio. Notamos que v. 22 nos señala otra de las imposibilidades que encontramos en Hebreos (cf. 11:6; 12:14). Esta exigencia divina nos manifiesta por un lado la gravedad del pecado, y por el otro la necesidad de una víctima expiatoria para poder obtener perdón.4

3 Sociedades Bíblicas Unidas. (2002; 2003). Traducción en lenguaje actual; Biblia Traducción en lenguaje actual (Mt 26:28). Sociedade Bíblica do Brasil.
4 Morris, C. A. (1999). Comentario bı́blico del continente nuevo: Hebreos (p. 87). Miami, FL: Editorial Unilit.



© 2021 La Biblia Continental. Todos los derechos reservados. Diseñado por Creating Destiny Graphics. Biblia Reina Valera 1960 y El texto bíblico ha sido tomado de la versión Reina-Valera © 1960 Sociedades Bíblicas en América Latina; © renovado 1988 Sociedades Bíblicas Unidas. Utilizado con permiso. Reina-Valera 1960® es una marca registrada de American Bible Society, por lo cual se puede usar solamente bajo licencia.